La SER y El País son los principales responsables de la bajada en audiencia de Prisa, con una pérdida de 372.000 oyentes y 117.000 lectores, respectivamente.